150 carros de evacuación y 34 equipos de telefonía satelital son los que compró la Junta Nacional de Jardines Infantiles (Junji) para apoyar en la labor preventiva y de seguridad que tienen que llevar a cabo las educadoras y técnicas de párvulo en situaciones de emergencia.

El equipamiento que tuvo un costo de $200 millones será entregado a 21 jardines infantiles que estén inmersos en las cotas de inundabilidad definidas por el SHOA a lo largo de Chile, lo que beneficiará a 900 niños y niñas.

Además de los carros para transportar a los menores, los teléfonos satelitales fueron distribuidos en las direcciones regionales.

“El Gobierno de la Presidenta Bachelet ha puesto énfasis en la educación parvularia en todos los ámbitos, entregando educación pública, gratuita y de calidad y también velando por la seguridad de las niñas y niños. con esta acción las familias de los párvulos pueden trabajar y/o estudiar con la tranquilidad que sus hijas e hijos reciben educación, atención y protección en los jardines infantiles”, expresó la vicepresidenta ejecutiva de la Junji, Desirée López.

Para poder mostrar la efectividad y rápidez de los carros, en Arica se realizó un simulacro en el jardín infantil Las Parinitas, instancia en la que los lactantes tuvieron una buena experiencia en ambos modelos,que se diferencian por colores: azul para los niños de sala cuna menor (6 meses a 1 año) y amarillo para los niños de sala cuna mayor (1 a 2 años).


PUB/ SQM