"Se acabó el duopolio, se acabó la corrupción", fueron las primeras palabras del alcalde electo por Valparaíso Jorge Sharp luego de que resultara con más del 50% de los votos en esta elección municipal.

La alegría del candidato independiente, magallánico pero que vive hace 10 años en el puerto, de 31 años, era inconmesurable. Sharp superó con creces a los dos rivales que asomaban más fuertes: el actual alcalde Jorge Castro y el músico Leopoldo Méndez, apoyado por la Nueva Mayoría y que había arrasado en las primarias pasadas.

Al cierre de esta edición el joven abogado de la Universidad Católica de Valparaíso obtuvo el 53,9% de las votaciones. Le siguieron Méndez con un 22,56% y Castro con un 22,23%.

Tras los primeros resultados que lo daban por ganador, el alcalde electo esbozó sentidas declaraciones a sus partidarios. "Se acaba la injusticia, las malas prácticas. Irrumpe hoy una nueva fuerza política y social de ciudadanos honestos y limpios, con independencia, hemos recuperado la dignidad de Valparaíso y del país", aseguró.

Luego dijo que "estamos acá no por azar, estamos por una construcción de más de 10 años, de distintas fuerzas políticas y sociales. Estamos tomando el futuro del país en nuestras manos y que lo sepan los poderosos. Venimos a recuperar Valparaíso".