Un insólito caso es el que muestra un video que está siendo compartido hoy en la web. Alejandra Lagos paseaba a sus hijas en la Plaza de Maipú, cuando ellas quisieron subirse a los carritos. Ella accedió y las acompañaba, cuando su hija menor pasó a llevar a una mujer en el tobillo.

Según afirma Alejandra en su Facebook personal, el roce no fue grave. Pero la mujer, quien es trabajadora en la Municipalidad de Maipú, no aceptó las disculpas de la madre ni de la dueña de los carritos y decidió ir en busca de Carabineros para denunciar el hecho.

En el video se muestra cómo integrantes de la institución se acercan a Alejandra y comienzan a pedirle su cédula de identidad por “el hecho que acababa de ocurrir” y “porque la señora afirmaba estar lesionada y debía ir al hospital a dejar una denuncia”.

"Me dejó plop el manejo de la situación que llevó la carabinera”, afirmó la madre a la cual le fueron solicitados sus datos personales y se le pidió dirigirse a la comisaría. Además mientras todo esto sucedía, la pequeña lloraba asustada rogándole a su madre para que se fueran.

“Hay robos aquí en Chile, hay delincuencia, hay asaltos, hay drogadicción y ustedes hacen este ridículo”, se le escucha decir a la madre en el video. “Esto no se hace señora, yo voy a hacer esto viral, esto no se hace”, amenaza en la grabación. “Es una niña, sólo tiene cuatro años, dese cuenta del ridículo que hace”, finaliza.

La Municipalidad de Maipú se pronunció sobre este suceso mediante un comunicado, en el cual hicieron un llamado a los padres a hacerse responsables de sus hijos cuando conducen este tipo de carritos. “Hemos tenido que lamentar accidentes graves con adultos mayores”, agregaron.

Respecto a la situación de las funcionarias involucradas en el caso, afirmaron que estas “realizaron el protocolo que corresponde administrativamente”. Esto, porque las entidades aseguradores exigen un parte de carabineros y constatación de lesiones, para hacer efectiva la atención médica.

PUB/MC