Los ex Presidentes Ricardo Lagos y Sebastián Piñera, entraron en la discusión respecto de una eventual reforma migratoria para Chile. LOs presidenciables emitieron declaraciones respecto a la posibilidad de endurecer la normativa vigente.

En esta línea, Lagos utilizó su cuenta de Twitter para manifestar que “el tema migratorio es internacional, más que de política doméstica”.

Tras lo que agregó que “lo peor sería que en Chile usarámos estos temas con banderas políticas”.

Por su parte, Piñera se sumó a la ofensiva de Chile Vamos en la materia, al manifestar que “Chile debe estar abierto a recibir inmigrantes que aporten al desarrollo de nuestro país, pero debe cerrar absolutamente sus frontera al narcotráfico, a la delincuencia, al contrabando, al crímen organizado  y también a la migración ilegal”.

“La actual normativa en materia migratoria es un decreto de ley del año 1975. Esto significa que nuestra legislación es la más antigua de Sudamérica”, dijo en entrevista con La Tercera.

PUB/NL