Un conductor que no quiso ser fiscalizado por Carabineros, atropelló a un policía en la localidad de Curarrehue, Provincia de Cautín, en Región de La Araucanía. Tras ello huyó a pie, cuestión que facilitó su detención. 

El afectado es el jefe de la Tenencia de Curarrehue, quien estaba realizando controles vehiculares en una de las rutas del sector, cuando al intentar detener una camioneta Ford Ranger, el conductor se abalanzó contra ellos y los evadió, pero una patrulla que se encontraba en el lugar logró interceptar al vehículo. 

A pesar de ello, el conductor descendió de él y huyó a pie rumbo a un potrero cercano, donde fue detenido. Y al realizarle el alcotest se comprobó que que conducía bajo los efectos del alcohol. 

Al detenido se le acusa de homicidio frustrado contra carabinero de servicio y de conducción bajo la influencia del alcohol, y esta jornada será formalizado en el Juzgado de Garantía de Pucón. 

Mientras, el funcionario policial resultó con lesiones de carácter leve. 

PUB/JLM