Este jueves llegó a Santiago, extraditado desde España, el penúltimo involucrado en el llamado "Robo del Siglo", cometido el 12 de agosto de 2014 en el aeropuerto internacional de Santiago, donde una banda arrebató $6.000 milones a un camión Brink's.

Se trata de Kevin Jorge Olguín Sepúlveda, 23 años, quien fue detenido en junio pasado en Barcelona, donde se estaba dando una vida de lujos y "carretes" con la parte del botín que le correspondía por cortar los candados de los accesos por donde escaparon sus cómplices.

Kevin Olguín fue formalizado en ausencia el 5 de agosto de 2015 y tras su detención solo resta aprehender a Alfredo Álvarez.

El “Il Baby Bandito", como fue bautizado Olguín por la prensa italiana, país donde también estuvo escondido, fue entregado a la PDI por oficiales de Interpol internacional en el mismo aeropuerto para ser trasladado a dependencias de la PDI y posteriormente al Juzgado de Garantía.

El asaltante alcanzó fama mundial luego que los medios italianos le dedicaran varias páginas para mostrar su vida de lujos.

Olguín durante su paso por el extranjero se dedicó a viajar por el Caribe y el viejo continente gozando “de la protección de la comunidad y una gran adicción a los documentos falsos”, decía en diciembre de 2015 la prensa italiana.

“Tal vez podría correr con la identidad de algunos familiares; debe estar lleno de dinero”, decía la publicación. .

El reportaje consignaba  que por casualidad un periodista italiano dio con la ubicación de Kevín Olguín, mientras entrevistaba a chilenos para obtener reacciones sobre el terremoto del pasado 16 de septiembre.

“Preguntó, golpeó, y (la persona) era consciente con la compañera de Olguín Sepúlveda. Estaba asustada, pensando que el periodista quería dar el nombre de su pareja a la policía chilena” decía la prensa.

Olguín utilizó su Facebook para registrar imágenes de su viaje por el viejo continente, las cuales fueron consignadas por el periódico italiano ante los calificativos de “criminal joven, rico y arrogante”.

PUB/NL