La Asociación Nacional de Empleados Fiscales (Anef) convocó para el miércoles un paro nacional de 72 horas, tras el fracaso de la mesa de diálogo con el Gobierno, para el reajuste salarial.

La decisión fue adoptada después de la última reunión, la cual no satisfizo los requerimientos de los trabajadores. En este último caso, el Gobierno sólo agrego un 0,2% al 3% del presupuesto inicial, un monto muy lejano al 6% y los bonos de 73 mil pesos y de cierre de hasta $107 mil, que la Anef esperaba.

Por ello, la movilización afectará el funcionamiento de las 15 organizaciones que forman parte de la mesa del Sector Público.

En esta línea, los funcionarios de la Junta Nacional de Jardines Infantiles (Junji), pidió a los padres no enviar a sus hijos a los recintos que maneja, llamado al que se sumó el Colegio de Profesores. Cabe mencionar eso sí, que pese a la paralización los establecimientos atenderán a los estudiantes que requieran la alimentación que allí se entrega.

En el caso de los funcionarios de la Salud, los hospitales y consultorios sólo funcionarán con turnos éticos para atenciones de urgencia.

Los servicios Municipales también dejarán de atender durante estas 72 horas, por lo que la movilización afectaría la entrega de agua en sectores rurales y el funcionamiento de los Juzgados de Policía Local.

Finalmente los funcionarios del registro Civil comenzarán la atención una hora más tarde y no habrán atenciones en el Servicio de Impuestos Internos y Tesorería.

PUB/NL