En relación a un dictamen de la Contraloría acerca de la píldora "del día después", la presidenta del Colegio de Matronas y Matrones, Anita Román, expresó este viernes que "no hay ningún cambio" respecto a la práctica de los profesionales en los consultorios en casos de jóvenes menores de 14 años que la soliciten.

Román dijo que "el Colegio de Matronas y Matrones manifiesta su desacuerdo con la presentación a Contraloría del alcalde de Puente Alto para que el organismo se pronuncie frente a una supuesta contradicción entre el artículo 2 de la ley 20.418 (de Regulación de Derechos Sexuales y Reproductivos) -discutida por años y aprobada en enero de 2010 por la Presidenta Bachelet- y el artículo 7 del reglamento de la propia ley, el cual tiene calidad de decreto supremo y firmado por el actual Presidente de la República en mayo de 2013".

La dirigente explicó que "el alcalde pide que el contralor debiera en el fondo definir que nosotros tenemos que avisar al padre y a la madre (cuando se presente la joven al consultorio) y eso no es lo que dice la ley. Lo que está vigente hoy día tanto en la ley como en el reglamento, es que nosotros tenemos que avisar al padre, a la madre o al adulto responsable, que la niña determine, y eso en mí me hace respetar los derechos sexuales y reproductivo y me hace respetar además mi propio juramento del secreto profesional y eso es lo que vamos a hacer las matronas y matrones de Chile".

Román dijo que afortunadamente, lo que hace el contralor es solicitar al ministerio de Salud que se cumpla con la ley y su reglamento.

"Nosotras vamos a seguir aplicando lo que dice la ley y el reglamento, no hay cambio. Creo que hay que llamar a la población de este grupo etario (10 a 14 años) a estar confiadas y tranquilas de que nosotros le vamos a seguir dando su píldora de emergencia cada vez que ellas lo pidan", afirmó.

Explicó que después de esta situación ante la Contraloría, "no hay ningún cambio, la ley sigue siendo la misma, el decreto supremo sigue siendo el mismo, y aquí yo hago un llamado nuevamente a la calma y un llamado a todos los grupos valóricos que giren su cabeza a otros ministerios, y no al Ministerio de Salud, porque este es el aporte que hemos hecho nosotros como profesionales, expertos en la materia, para evitar el embarazo adolescente".