El ex candidato presidencial Marco Enríquez-Ominami guardó silencio esta jornada tras comparecer ante la fiscal jefe de Alta Complejidad Centro Norte Ximena Chong en el marco de la investigación por el uso de un jet privado durante su última campaña presidencial.


Este hecho es investigado debido a que ME-O habría declarado como gasto el uso de la nave de la firma brasileña TAP y que fue arrendado por la empresa OAS, pese a que el avión habría sido cedido de manera gratuita.

Tras abandonar el Centro de Justicia, en donde no prestó declaración ante la prensa, el otrora diputado escribió un mensaje en su cuenta de Facebook en donde indicó que reitera "una vez más que fui candidato y no fue mi tarea acordar con proveedores. Recorrí Chile para llevar adelante nuestras ideas de cambio".


"Fui citado a declarar como imputado y usé mi derecho a guardar silencio. Confío en que todo se aclarará cuanto antes y en la celeridad y buen trabajo de la fiscalía", agregó.


De igual manera, aseguró que "es evidente que hay mucho temor al cambio. Eso se ve en una campaña imparable de desprestigio, sólo hay que ver cómo las investigaciones que aquejan a otros no tienen ni de cerca el mismo despliegue".


"Sigo apoyando a los más de mil candidatos del PRO en todo Chile, y escuchando lo que a nuestros compatriotas les preocupa hoy: cambiar el sistema de AFP por un sistema más justo, los problemas en los consultorios, la inseguridad y los abusos", remató Enríquez-Ominami.

PUB/CM