La calidad del servicio de Metro de Santiago sufrió serios problemas con la implementación de Transantiago en febrero de 2007 y desde entonces la empresa ha implementado innumerables medidas de infraestructura y gestión para controlar los importantes flujos de usuarios que se registran en hora punta. Pese a los inconvenientes, el tren subterráneo sigue siendo el servicio mejor valorado por la ciudadanía y uno de los mejores del continente.

Actualmente Metro tiene presencia en 21 comunas de la RM y ese número crecerá a 28 el año 2021. La red crece y en 2018 tendremos dos nuevas líneas de Metro, las que sumarán cinco comunas. Las nuevas líneas 3 y 6 representan el más grande desafío de la empresa en 41 años de operación y una ampliación de la red de un 40%, pasando de los actuales 103 kilómetros a 140 en 26 comunas en un proyecto con una inversión de US$ 2.758 millones.

A estos avances se sumarán las extensiones de las Líneas 2 y 3 hasta San Bernardo y Quilicura, respectivamente. En el caso de la primera, considera un tramo de 5.1 km en 4 nuevas estaciones. Mientras que la Línea 3 sumará 3,8 km a la red para llegar a Quilicura con tres nuevas estaciones. Esta nueva infraestructura representa una inversión de US$ 978 millones y estará operativa en 2021.

El ministro de Transportes, Andrés Gómez Lobo, destaca la importante inversión que significan los avances que Metro está experimentado y señala que “estamos creciendo en una infraestructura que es muy necesaria para la ciudad, con la mejor tecnología porque estas nuevas líneas serán de las más modernas del mundo”.

Señala que con la nueva infraestructura “se va armando una red de transporte en la ciudad integrando nuevas comunas, lo que también servirá para descomprimir algunas como lo hará la Línea 6 con la Línea 1”.

El ministro asegura que Metro de Santiago es uno de los mejores de Latinoamérica y que en términos de cobertura estamos sólo por detrás de México. “Un dato interesante es que a nivel internacional, por ejemplo, Londres ha construido 400 kilómetros de Metro en cerca de 150 años, nosotros en cerca de 50 tendremos casi 150 kilómetros de red”.

El titular de la cartera de Transportes también indica que las nuevas líneas de Metro serán un complemento “de la nueva línea de tren de superficie de Nos a Estación Central que estará operativa este año, que será como una nueva línea de metro”.

Concluye que está consciente de que “los problemas de transportes no se solucionan sólo con Metro y para ello estamos también invirtiendo en infraestructura de superficie con nuevos corredores, los que permitirán mejorar los tiempos de viaje en superficie”.

La calidad del servicio de superficie implicaría una disminución de la demanda por Metro, lo que mejoraría la calidad del servicio y el desafío está puesto en el rediseño que experimentarán el sistema a partir de 2018 con las nuevas bases de licitación.

El servicio de Metro es valorado a nivel internacional y en este sentido el experto colombiano en transportes e investigador del World Resources Institute, Darío Hidalgo, señala que “Santiago fue calificado por UITP (Unión Internacional de Transporte Público) como la ciudad con el mejor sistema de transporte público en América Latina, y esto se debe, en gran medida a la gran calidad de su sistema Metro y a su integración con el transporte de superficie”.

El experto destaca que con las nuevas líneas “se consolida una gran red, que se destaca por el relativo bajo costo de construcción y puesta en marcha de tecnologías de punta”, lo que a su juicio “refleja el profesionalismo de la empresa Metro. No obstante, destaca que la calidad del tren subterráneo “contrasta con la falta de calidad del sistema de buses en la superficie, que no ha recibido la misma atención en inversiones y gestión”. Y concluye que “el siguiente paso de Santiago, más que ampliar la red de metro es llevar la calidad de metro a la superficie”.

Desde el parlamento, el integrante de la comisión de Transportes de la Cámara, Leopoldo Pérez, valora que Metro llegue a nuevas comunas, sobre todo de sectores más vulnerables, “a través de este plan de nueva infraestructura que va a mejorar la calidad de vida de las personas con un servicio de la calidad que presta Metro”, aunque hace hincapié en que esta nueva infraestructura “debe ir acompañada con una buena calidad de servicio en superficie, lo que hoy no tenemos y que esperamos mejore con las nuevas bases en 2018 y 2022”.

El diputado RN agrega que los problemas del servicio de superficie repercuten en que la gente se esté cambiando a Metro, por lo que “esta nueva infraestructura, que es una muy buena noticia, pero en la medida que tengamos también una buena oferta de transporte de superficie en los sectores más periféricos de la ciudad", y concluye que "debemos partir de la base que no podemos pensar que Metro nos va a solucionar todo".

PUB / DIG