Miles de personas marcharon en Santiago, repletando la Alameda, para exigir mayor diálogo con el Gobierno con el objetivo de destrabar el conflicto por el reajuste salarial del sector público, quienes han paralizado sus actividades desde hace tres semanas. 

En Valparaíso, Concepción, Valdivia, Antofagasta, Chiloé, Temuco, Puerto Montt, entre otras ciudades, los trabajadores también realizaron movilizaciones en demanda de una pronta solución por las remuneraciones. 

Según Carabineros, en Santiago fueron cerca de 8 mil los manifestantes, cifra que según el sector público ascendió a más de 30 mil personas. 

Frente a la posibilidad de que comiencen los descuentos a los trabajadores en paro, la presidenta de la CUT, Bárbara Figuera dijo que “estas medidas de presión siempre se ejercen”.

“Cuando vamos a una movilizaciones sabemos que eso significa la posibilidad de descuento, pero tengo la impresión de que esto se está utilizando hoy como una medida de presión para tratar de disminuir la movilización del sector, que es solo un ejercicio legal”, enfatizó Figueroa. 

La dirigenta, además, indicó que los trabajadores sólo buscar llegar a un acuerdo con el Gobierno y que “lo que corresponde es tratar de construir el diálogo”. 

La marcha en Santiago, que comenzó en Plaza Baquedano, culminó en Los Héroes con algunos incidentes aislados cuando los manifestantes intentaron tomarse la calzada norte de la Alameda, pero fueron rápidamente dispersados por Fuerzas Especiales de Carabineros. 

Por su parte, el presidente de la Confederación Nacional de Funcionarios de Salud Municipal (Confusam), Esteban Maturana, indicó que el sector ha dado “muestras de querer negociar y el que da muestras de tozudez es el Gobierno”. 

“Sabemos que el Gobierno tiene un grave problema en estos momentos, porque hay una descomposición en la alianza del Gobierno. Además, la presidenta está eludiendo el conflicto porque se arranca para Marruecos”, finalizó Maturana. 

PUB/CM