Un poco más tarde de las 7:00 horas de este viernes Fuerzas Especiales de Carabineros ingresó hasta el liceo Manuel de Salas para desalojar a los cerca de 150 estudiantes que se encontraban al interior del recinto, quiénes como forma de manifestación pacífica armaron una sala de clases en el patio.

Luego de desocupar el lugar, efectivos militares pudieron ingresar hasta el liceo de la comuna de Ñuñoa para hacerse cargo de la seguridad, ya que desde este viernes el emblemático establecimiento educacional se prepara para estar en óptimas condiciones para las elecciones de primarias municipales del próximo domingo 19 de junio.

Uno de los padres de los estudiantes que fueron llevados a la 33 Comisaría de Ñuñoa, señaló que se sienten orgullosos por la forma en que sus hijos realizaron la toma del establecimiento.

“Estamos muy orgullosos de ellos, porque han hecho una toma pacífica, incluyente y con muchas actividades que son constructivas y por lo tanto cuentan con el respaldo de los padres y apoderados. Además estamos orgullosos de la dirección del colegio porque han entendido que la lucha de los estudiantes es de toda la sociedad chilena“, señaló Estaban Silva, padre de una alumna de 1 medio del liceo.


PUB/ SQM