La ministra de Educación, Adriana Delpiano, descartó que la cifra de 30 mil millones de pesos, elaborada por un estudio de Acción Educar, es la suma que dejarían de recibir los planteles que adscribieron a la gratuidad. El déficit se originaría a raíz de que el Estado fijará un arancel distinto al real, lo que generaría los 30 mil millones menos en las arcas estudiantiles.

Esta cifra fue calculada por el estudio Acción Educar con 29 de los 30 planteles, quien analizó comparativamente las cifras, llegando al resultado.

Al respecto, Delpiano indicó que los montos "en ningún caso es de la magnitud que se señala", agregando esperar que se corte la brecha, ya que se asignaron los recursos para compensar el error, añadiendo más .
“El año pasado se dejó un fondo compensatorio, entendiendo que la gratuidad es con un arancel regulado y para las universidades privadas que no tienen fondos basales les dificulta el delta de lo que ellos tenían de lo que cobraban. Mucho de eso podía ir a investigación u otras tareas. Este año se ha acrecentado el fondo (…) Yo espero que con el fondo que hay podamos disminuir la brecha que se pueda haber generado”, indicó la ministra.

En dicho contexto, la secretaria de Estado recordó que la gratuidad es optativa para los planteles universitarios, sosteniendo que tiene ventajas como que los alumnos no pasan en estado morosos, ya que “es el Estado el que entrega los recursos, y tiene un significado importante tener alumnos sin deuda, estudiando de forma gratuita, por algo entraron las universidades".