El vocero de La Moneda, Marcelo Díaz, calificó como normal que el Tribunal Constitucional haya acogido a trámite el requerimiento de Chile Vamos en contra de la Reforma Laboral. Sólo la próxima semana, el TC se pronunciará sobre su admisibilidad.

Al respecto, Díaz indicó que “el Gobierno ha venido trabajando frente a estos requerimientos que ha hecho la oposición, preparando con un equipo jurídico reforzado, incluso con destacados juristas del ámbito constitucional y laboral, la defensa de nuestro proyecto”.

Añadió que esta iniciativa, que “ha tardado mucho tiempo en discutirse y luego en aprobarse, tiene un propósito muy claro: Mejorar las condiciones en que los trabajadores negocian al interior de las empresas ¿Y qué significa eso? Mejores sueldos para los trabajadores”.

Sostuvo que “este requerimiento presentado por la derecha busca frenar en el Tribunal Constitucional” una ley aprobada por el Poder Legislativo, “pero ejerceremos como corresponde los derechos que nos entrega ese procedimiento para defender la posición del gobierno”.

PUB/CM