El ministro del Interior, Mario Fernández, entregó este miércoles su respaldo a la titular de Justicia, Javiera Blanco, quien enfrenta una complicada situación política por las millonarias pensiones en Gendarmería, las muertes de menores en hogares del Sename y la futura interpelación. 

Fernández cruzó desde el Palacio de La Moneda a las oficinas del Ministerio de Justicia, ubicadas en calle Morandé, para entregar el apoyo del Gobierno al trabajo desempeñado por la secretaria de Estado. 

“En este gobierno, los ministros somos solidarios, y he venido a acompañar a nuestra ministra de Justicia para expresarle que el trabajo del Gobierno es un trabajo en equipo”, dijo Fernández tras reunirse con Blanco. 

“La política es difícil, todos los cargos son difíciles, pero nos alienta el trabajar por Chile para perfeccionar su democracia y para tener el progreso para todos sus habitantes”, sentenció Fernández. 

Tras la reunión, la ministra se refirió a los temas que la complican afimó que seguirá "destapando ollas". También volvió a desmentir al ex director nacional de Gendarmería, Tulio Arce, quien aseguró que la ministra le ordenó ascensos de funcionarios. 

PUB/VJ