La Ministra de Salud, Carmen Castillo, encabezó la ceremonia de conmemoración de la Semana Mundial de la Lactancia Materna, destinada a promover sus beneficios y con ello mejorar la salud de los recién nacidos de todo el mundo. 

En la ceremonia, se destacó que la lactancia materna provee una nutrición ideal para los niños y niñas, contribuyendo a su saludable crecimiento y desarrollo; reduce la incidencia y la severidad de enfermedades infectocontagiosas, por lo tanto disminuye la morbilidad y la mortalidad infantil.

Para las madres, contribuye a su salud reduciendo el riesgo de cáncer ovárico y de mamas; y provee a la mayoría de las mujeres de un sentido de satisfacción cuando hay lactancia exitosa, reforzando el vínculo afectivo entre madre e hijo o hija, entre otros beneficios. 

La Ministra Castillo destacó que en Chile, para fomentar la lactancia materna y sus beneficios, se ha trabajado desde 1990 en la actualización de contenidos y soportes sobre lactancia materna; se ha reforzado la capacitación de equipos de salud; se han fortalecido programas de estudio de los profesionales de la salud; e implementado la estrategia de establecimientos “amigos del niño”. 

Recordó que pensado en potenciar el apego y permitir un mejor desarrollo de los recién nacidos, con la entrada en vigencia de la ley 20.545 fue posible aumentar el permiso post natal parental, estableciéndose el derecho a un descanso de maternidad de seis meses. 

Asimismo, en noviembre del año 2015, comenzó a funcionar el primer banco de leche materna para niños prematuros del país en el Hospital Sótero del Río de Puente Alto. “Con todo, las consecuencias han sido positivas, ya que por primera vez -en el año 2015- la lactancia exclusiva a los seis meses superó el 50%. Es decir, de cada cien niños que están bajo control en el Sistema Público de Salud, 53 permanecen tomando solo leche materna al menos hasta esa edad”, precisó la Ministra Castillo. 

Esta estadística, subrayó, constituye “el mayor salto porcentual en una década, y representa un incremento de 12 puntos respecto de 2011, cuando la lactancia al sexto mes llegó a su nivel más bajo: 41%”. 

La Secretaria de Estado planteó que para consolidar estos logros, es necesario continuar haciendo esfuerzos -desde diversas esferas- para respaldar a las madres en este proceso.

La lactancia materna prolongada es un ingrediente clave que contribuye a la forma en que un niño o niña comienza a experimentar su vida y “Chile debe seguir haciendo esfuerzos que contribuyan a asegurar que todo niño y niña, sin distinción, cuente con las condiciones que les permitan el máximo desarrollo de sus potencialidades y capacidades, en un marco de respeto y garantía de sus derechos fundamentales”, concluyó la Ministra Castillo. 

En la ceremonia de conmemoración estuvieron presentes el Subsecretario de Salud Pública, Jaime Burrows; la Senadora de la República, Carolina Goic; el presidente del Colegio Médico, Enrique Paris; el Coordinador de la Comisión Nacional de Lactancia Materna, Carlos Becerra; profesionales del Sistema de Protección Social a la Infancia Chile Crece Contigo, de la Liga Chilena de Lactancia Materna, funcionarios de los Ministerios de Salud y de Desarrollo Social. 

PUB/VJ