Este miércoles el Tribunal Ambiental acogió el recurso presentado por la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) y decretó el cierre parcial del siniestrado relleno sanitario Santa Marta, ubicado en la comuna de Talagante.

La medida, según consigno Radio Bío Bío, se sustenta en la existencia de peligro o "daño inminente al medio ambiente y a la salud de las personas de la Región Metropolitana", destacando el riesgo de los sectores habitados cercanos al complejo.

En su resolución, el ministro Sebastián Valdés resaltó que el Consorcio Santa Marta S.A. podrá operar por un período de 30 días corridos en un pequeño sector denominado "zona de seguridad". Por ello, los desechos que no puedan ser procesador deberán ser remitidos a otros establecimientos habilitados.

Los recintos que podrán recibir la basura que no podrá almacenar el relleno sanitario son Loma Los Colorados, Santiago Poniente y Cerro La Leona.

En días anteriores, los recolectores de basura sostuvieron una serie de reuniones con la autoridad metropolitana buscando evitar una paralización de actividades en protesta por la no cancelación de las horas extras que implicaba llevar los desechos desde Santa Marta a los otros lugares habilitados.

La noche de este martes, tras nuevas negociaciones, los trabajadores suspendieron la medida de presión pero indicaron que solo trabajarán las horas pactadas por contrato.

PUB/VJ