Hoy en la tarde se desarrolló una reunión entre el Ejecutivo (representado por el Ministro del Interior, Secretaría General de Gobierno y Secretaría General de la Presidencia), integrantes del Servel y el comité político de Chile Vamos. La cita tenía como objetivo la explicación, por parte del Ejecutivo, de la denominada “ley exprés” que vendría a solucionar los errores en el padrón electoral que afectan a 485 mil chilenos.

"No puede ser que en 24 horas nos obliguen a resolver un tema mientras que este Gobierno una vez más por la ineficacia de su gestión no es capaz de resolver los problemas él (...) la responsabilidad política es del Gobierno y tiene que asumirse antes de entrar a la fórmula", dijo el presidente de la UDI, Hernán Larraín. Según el senador gremialista, este hecho “constituye una verdadera vergüenza republicana”. “Estamos frente a una situación inédita en nuestra historia electoral (...) antes de conocer el proyecto en el Congreso exigimos que el Gobierno nos diga qué medidas va adoptar para asegurar la responsabilidad política y administrativa por los hechos que han ocurrido, esto es, quiénes se van a hacer responsables de esto, quiénes van a ser destituídos o a quiénes se les va pedir la renuncia", afirmó el parlamentario. Según Larraín, la opción de instalar una tercera urna en los locales de votación, para aquellas personas afectadas por los errores de cambios de domicilio, podrían producir una doble contabilidad de votos.

Desde el Gobierno.

Tras la reunión, el ministro Marcelo Díaz hizo declaraciones sobre la postura del Gobierno frente a esta situación. "No solamente es un compromiso sino que es un interés del Gobierno el esclarecimiento absoluto y total de los hechos que nos permitan saber qué ocurrió y quiénes son los responsables". "Espero que podamos contar con los votos suficientes para aprobar el proyecto de ley, no me voy a poner en otras circunstancias. Tenemos mañana una tramitación legislativa en el Congreso. Nosotros hemos convocado al Congreso con la colaboración de los presidentes de ambas Cámaras y esperamos reunir los votos para aprobar el proyecto de ley porque el proyecto da soluciones al problema", agregó el ministro Díaz. “Ahora nos interesa encontrar una solución, para que los ciudadanos puedan votar con total tranquilidad el 23 de octubre", concluyó.