El Registro Civil se negó este viernes a dar una hora de matrimonio a Gonzalo Velásquez y Ramón Gómez, argumentando que la ley no permite el vínculo entre personas del mismo sexo. Ante esto, el vocero del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), Óscar Rementería señaló que se trata de “una muestra clara de discriminación por lo que recurriremos a tribunales”.

“Nuestro país no nos trata como personas, nos ve como seres inferiores. Eso es  lo primero que sentimos cuando la oficial del Registro Civil. Juana Soto, rechazó nuestra petición minutos después de haber dado una hora de matrimonio  una pareja heterosexual que feliz pasó por nuestro lado. ¿Por qué la ley, basada en prejuicios, decide quienes pueden o no cumplir sus sueños como familia?”, señaló Velásquez, quien lleva 16 años de relación con Gómez

Para Velásquez “todas y todos deberíamos tener los mismos derechos y deberes. Con mi pareja decidimos que nuestro interés no es la unión civil. Inicialmente, casi de manera automática, habíamos pedido hora de  unión civil, pero  al conversarlo llegamos a la conclusión que en nuestros sueños el plan siempre fue casarnos, no otro”.

Gómez añadió que “el matrimonio entrega protección a toda la familia, no sólo a la pareja. Y lo más importante de las familias son los hijos. Nuestra aspiración es ser padres, pero queremos ambos ser reconocidos como tales. Queremos que nuestro hijo o hija siempre tenga la misma protección jurídica de cualquier niño o niña de este país. Por eso pedimos matrimonio”.

Para Rementería, “el Estado chileno no ha dado señales claras sobre el matrimonio igualitario. Son sólo promesas y palabras de buena crianza, que no se traducen en la  igualdad plena para las personas”.

Recordó que desde el  2015 “estamos en una mesa de diálogo con  el Gobierno para una salida amistosa a nuestra demanda internacional por el matrimonio igualitario, pero las autoridades han sido incapaces de resolver y coordinar, a un punto que todavía no entregan una contrapropuesta”

Añadió además que “entendemos que el Gobierno ha estado en crisis, que ha estado apagando incendios,  y por eso hemos sido flexibles. Sin embargo, un  año de espera es excesivo, abusivo y así lo haremos saber a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos”

Por último, apuntó que “si no hay respuesta  del Ejecutivo en el breve plazo, entendemos que ellos unilateralmente se han negado a toda posibilidad de solución amistosa y continuaremos con la demanda contra el Estado. A lo que esperamos sumar nuevas demandas si tribunales no acogen el recurso de protección que próximamente presentaremos en favor de Gonzalo y Ramón, quienes hoy vieron negados sus derechos”.

PUB/CM