Un verdadero susto es el que vivieron los padres de Camilo  y Bárbara, una pareja de pololos de 17 años que se encontraba recorriendo el sur del país, pues durante cinco días no tuvieron noticias de ellos.

Los jóvenes se comunicaron por última vez desde Chaitén, ocasión en la que advirtieron a sus familiares que su destino era Parque Pumalín, lugar que no cuenta con señal telefónica, razón por la que no podrían contactarse hasta dentro de unos días.

Sus padres comenzaron a impacientarse, preocupados por no tener información sobre su paradero y las condiciones en que se encontraban los jóvenes. Para alertar sobre la situación, decidieron poner un aviso en Facebook solicitando cualquier información sobre la pareja.

No pasó mucho tiempo, cuando los mismos jóvenes lograron comunicarse telefónicamente con sus familiares, informando que se encontraban en perfectas condiciones en la comuna de Hornopirén, según consignó Soychile.

Nelson Obregón, padre de Camilo, manifestó su agradecimiento a toda las personas que ayudaron a difundir la información, reconociendo lo esencial que fueron las redes sociales para dar a conocer este hecho, que afortunadamente no pasó de ser un susto.

PUB/NR