La diputada del Partido Comunista, Camila Vallejo, con el respaldo de su bancada presentará el martes un  proyecto de ley para eliminar las alusiones de carácter religioso que se realizan en la Cámara Baja antes de cada sesión.

Según reproduce este lunes El Mercurio la idea es impedir que antes de cada actividad se señale la frase “en el nombre de Dios y de la Patria, se abre la sesión”, reemplazándola por la frase “en representación del pueblo de Chile, se abre la sesión”.

De esta manera, el proyecto busca modificar los artículos 94 y 255 del reglamento de la Cámara de Diputados.

Según la diputada Vallejo lo que se busca con la iniciativa es el “respeto efectivo de la libertad de conciencia” y “una corrección al anacronismo en que incurre este Poder de Estado, por cuanto es precisamente una inconstitucionalidad invocar a Dios al inicio de cada sesión de la Cámara”.

PUB/NL