Duke, de seis años, siente un cariño especial por los funcionarios del retén Pampa Alegre de Osorno. Es que el perro, de raza boxer, se acostumbró a visitarlos a diario junto a su dueño Pedro Paredes, y ahí, entre los regaloneos de Carabineros, generó un vínculo especial.

Y esa amistad entre los uniformados y la mascota fue clave este domingo. Duke, apareció extrañamente en el retén, completamente sólo, cabizbajo y triste, a eso de las 7:30 de la mañana.

"Vi que estaba fuera del retén inquieto, extraño y sólo. Cuando salí me movió la colita y como lo noté diferente a otras veces, enviamos inmediatamente una patrulla a su casa para asegurarnos de que todo estuviera en orden", contó a Publimetro el cabo primero Fabián Salazar, quien fue el que tomó el procedimiento.

Al llegar al domicilio, en el sector de Francke, Carabineros se percató de lo sucedido. "Nos dimos cuenta que su casa había recibido el impacto de un vehículo, que había destruido parte del cerco de la casa, que es de unos cinco metros, y parte de la estructura de la casa, especialmente una pieza que se usa para el planchado", aseguró Salazar.

El dueño de Duke había salido y había dejado encargado al perro a una vecina del sector Francke, Olga Paicil, para su alimentación. Pero, enterado de los hechos, pospuso su viaje y decidió retornar a su casa para ver las acciones a seguir.

Accidente

Carabineros informó que inició el procedimiento de rigor y que está tras la pista del vehículo que causó el accidente. En tanto, los funcionarios quedaron al cuidado del perro hasta la llegada de su propietario.

"Según los datos que recogimos, el auto habría chocado durante la madrugada. Sin embargo, ningún vecino sintió el ruido por el impacto", aseguró el cabo Fabián Salazar.