Rodrigo Cañete es un crítico de arte argentino que ha ganado notoriedad en Chile, producto de las duras críticas que vierte en su blog “Love Art Not People”, sobre algunos aspectos de la sociedad de nuestro país. 

El escritor, aunque incluye comentarios sobre los cambios políticos y la coyuntura de su país, ha generado comentarios por la manera en que retrata lo que califica como el “apartheid” chileno. 

En una de sus publicaciones más comentadas, el crítico de arte, narra cómo el clasismo impera en Chile. “He estado varias veces en Chile por trabajo y es muy fuerte como allá rinden culto a la pureza, a lo ario, si ves las publicidades o catálogos de cadenas como Ripley   o Falabella son siempre personas o familias rubias con ojos claros, algo que en Chile es condición más bien de una minoría pequeña… Percibí esa especie de envidia a los Argentinos que al tener mayor influencia Italiana poseemos una mayor cantidad de gente con rasgos europeos”.  

El argentino escribe que pese a esa imagen “la enorme mayoría de la gente que cruzás es de baja estatura y rasgos mestizos, y eso parece ser una molestia para la clase alta chilena que los usa para multiplicar su riqueza”. 

 

En su crítica, Cañete apunta además que los chilenos con más recursos pretenden emular el estilo de vida de la clase acomodada en Europa “a través del consumo y muy rara vez a través de la educación y cultura”. 

 

“Es como si creyesen que solo vistiendo Prada y usando carteras LV mientras manejan un Mercedes Benz rumbo a sus mansiones ya son parte de ese universo sofisticado que en el caso del chileno queda reducido sólo a lo material”.