El Tribunal Oral Penal de Linares condenó a presidio perpetuo simple a G.S.R. (32), conductor de furgón escolar, por el delito de violación de tres menores de 8, 9 y 13 años, todas ellas sordomudas. La sentencia se conoció este viernes.

El sujeto tenía como misión trasladar a las menores desde el municipio de Colbún hasta Talca, en la Región del Maule, donde asistían a una escuela especial. El condenado se aprovechaba de ellas en un sitio eriazo. Los delitos fueron cometidos en 2014.

En su sentencia, el tribunal hizo especial mención a las declaraciones que, con el apoyo de un traductor en señas, realizaron las pequeñas en el juicio, describiendo claramente quien fue la persona que las violó.

El fiscal a cargo de la investigación, Iván Vidal, especialista en delitos sexuales, dijo que "hubo tres violaciones, estas fueron reiteradas y se rindió prueba suficiente para dar por acreditadas esas violaciones".

El tribunal acogió también la circunstancia de haber actuado el condenado en un sitio aislado o despoblado, donde las niñas no podían tener ayuda de tercera personas.

El presido perpetuo simple implica que Salgado Riquelme sólo podrá optar a algún tipo de beneficio penitenciario cuando haya cumplido 20 años de presidio de manera ininterrumpida.

PUB/NL