Hasta el próximo 28 de diciembre se amplió el arresto domiciliario total que afecta a Rafael Garay en Rumania. Así lo decretó la Sala 225 de la Corte de Apelaciones de Brasov, en Rumania.

Este es el mismo tribunal que decretó similar medida por 20 días que se cumplirá este 8 de diciembre, pero durante esta jornada decidió replicarla, por lo que el ingeniero comercial acusado y formalizado en ausencia en Chile por estafa deberá pasar la Navidad bajo arresto.

La nueva sentencia es apelable, tal como lo fue la anterior en la Corte Suprema de Bucarest (aunque sin éxito), lo que decidirá la defensa rumana de Garay en las próximas horas.

En tanto, esta jornada el Tercer Juzgado de Garantía de Santiago verá la solicitud de extradición de Rafael Garay desde Rumania a Chile, hecha por la Fiscalía Metropolitana Centro Norte. Esto lo hará ese tribunal según lo determinado por la Corte de Apelaciones capitalina.

PUB/NL