​León Smith -un niño de solo cuatro años- fue sometido este lunes a una compleja intervención quirúrgica, en el Hospital Clínico de la Universidad Católica, para implantarle un corazón artificial, dispositivo que le permitirá mantener su sobrevida a la espera de un órgano definitivo.

Tras la cirugía, que finalizó pasadas las 14:00 horas, el centro asistencia indicó que "León está siendo tratado en nuestro Hospital Clínico por una miocardiopatía dilatada, enfermedad grave del músculo cardiaco de causa en general desconocida, que determina insuficiencia cardiaca habitualmente progresiva y que se agravó en las últimas semanas generando una condición altamente compleja con riesgo inminente de vida".

"Dada la severidad de esta enfermedad en León, fue necesario implantar un sistema de asistencia ventricular o corazón artificial para estabilizar su descompensación cardíaca, el cual le permitirá un período de espera en las mejores condiciones posibles para un eventual trasplante cardíaco", complementó.

El comunicado de prensa, además, asegura que "actualmente, León se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos y estamos atentos a su evolución durante las próximas 48 horas, que son las más delicadas luego de una intervención de este tipo".

El foco de nuestro quehacer es el cuidado de nuestros pacientes y sus familias y en ese sentido, ponemos a su disposición los recursos que dependen de nosotros, tanto humanos como profesionales, para el bienestar de nuestra comunidad. Agradecemos a todos quienes han expresado su interés por la situación de León Smith".

La cirugía comenzó a las nueve de la mañana.

PUB/VJ