"En el día de hoy buscamos llegar a las 30 firmas que la ley exige. Desgraciadamente no fue posible avanzar más allá de las 24 que existían".

Con estas palabras en jefe de la bancada de diputados PS, Juan Luis Castro, confirmó que no se impugnará el control preventivo de identidad ante el Tribunal Constitucional (TC), ya que no se logró conseguir las cantidad de rúbricas que se precisa para ello.

"Lamento que haya habido enormes presiones durante estos días, tanto de La Moneda como de las cúpulas partidarias que intentaron, ya sea bajar firmas de quienes estaban inscritos y apoyando, o evitar que parlamentarios se agregaran", sostuvo.

Por su parte, la presidenta del PS, Isabel Allende, aclaró que "dialogué con ellos, esto no es un regimiento, aquí no hay orden de partido (...) Solamente agradecer a quienes me escucharon y entendieron que a mi juicio esto era un error y a mi juicio aquí la ley intenta garantizarle a los ciudadanos, con todas las medidas, la seguridad que todos están buscando".

En tanto, y luego de enterarse que no prosperó la idea de impugnar el control preventivo de identidad a través del TC, el vocero de La Moneda, Marcelo Díaz, declaró que "nos parecía que no era un buen camino recurrir a un proyecto presentado por el Ejecutivo, y desde esa perspectiva esperamos que esto nos permita prontamente promulgar la Agenda Corta de Seguridad Ciudadana, porque como lo he dicho en muchas ocasiones, es mucho más que el control de identidad".

PUB/CM