El Partido Socialista afirmó hoy que el sistema de pensiones de capitalización individual se encuentra en crisis y pidió su reemplazo por uno de carácter mixto, con rol preponderante del Estado.

Según una declaración del PS, "el actual sistema de pensiones, impuesto por la dictadura cívico-militar, basada en la capitalización individual y de administración privada con fines de lucro, se encuentra en crisis. El sistema ideado por los mismos que, por la fuerza impusieron el plan laboral, carece de justicia social, universalidad, dignidad y solidaridad".

"Existe un gran descontento por parte de nuestros pensionados actuales y futuros, urge conducir a una transformación del mismo, dotándolo de características distintas, que apunten a la universalidad del sistema y administración de carácter mixto, que le den al Estado un rol preponderante en la seguridad social del país", añadió la nota.

También destacó que, basándose en lo planteado por la comisión Bravo, la Presidenta Michelle Bachelet formuló una serie de medidas, entre ellas, el aumento de un 5% en la cotización, con cargo al empleador y el avance a un sistema mixto y tripartito por medio del fortalecimiento del pilar solidario, además de la creación de una AFP estatal.

El PS valoró estas medidas propuestas por la Presidenta y apoyó la idea de avanzar a la propuesta B de la comisión Bravo, un sistema de carácter mixto donde participen trabajadores, empleadores y el Estado, tanto en la fuente de los fondos como en su administración, agregando el concepto de pilar de capitalización colectiva por medio de cuentas nominativas.

Además, el PS propuso la creación de un Administrador Previsional Público, que desde una mirada sin fines de lucro permita aumentar la competencia, avanzar en cobertura, administrar los fondos entregados por el Estado y los empleadores de manera obligatoria, y voluntaria de los trabajadores.

En el corto plazo, añadió el PS, pidió estudiar la factibilidad y ejecución de propuestas como la de dividir la tercera edad en dos, permitiendo con ello entregar pensiones dignas en una primera etapa y cubrir con un seguro la segunda etapa.

PUB/CR