El diputado PS Leonardo Soto responsabilizó al ministro de Interior, Jorge Burgos, por la votación dividida de la Nueva Mayoría en torno al control preventivo de identidad, norma que fue rechazada, junto a la denominada "ley mordaza", en el tercer trámite de la Agenda Corta Antidelincuencia.

"El Ministerio de Interior se ha equivocado en esto, porque ha querido seguir con un apoyo mayoritario en estas indicaciones de la derecha, y hoy la coalición gobernante se unió en torno a rechazarlas, por lo tanto lo que tiene que hacer el ministro de Interior es abrirse, dejar este diálogo de sordos y conversar cómo resolvemos este impasse", señaló el parlamentario.

En esa línea, Soto aseguró que "con su obcecación Burgos fue demasiado lejos, quebrando en este tema la coalición de Gobierno al perseverar con normas que mayoritariamente consideramos dañan la democracia y los derechos de las personas".

Sobre el trámite de la iniciativa en Comisión Mixta, Soto señaló que "sin dudas tienen que haber estándares democráticos, tienen que haber normas que funcionen, porque las que hoy se rechazaron no funcionaban y tenían defectos técnicos, políticos y democráticos".

"Lo que tiene que hacer el Gobierno es dejar que entre todos construyamos normas que tengan los estándares que Chile se merece", concluyó.

PUB/CM