El operativo fue la culminación de una investigación de 6 meses llevada a cabo por efectivos de la Brigada Antinarcóticos (Briant) de La Calera. Los detectives detuvieron a tres hombres y una mujer. 

La banda estaba dirigida por un matrimonio de la tercera edad que usaba a menores de edad para no despertar sospechas. La droga la obtenían de proveedores que la transportaban de Iquique a Quilpué y que después era distribuida a otros traficantes de la zona. 

El gobernador de Marga Marga, Gianni Rivera, destacó "la colaboración de la ciudadanía. Todos los procedimientos que la PDI trabaja sobre el retiro de droga, tiene que ver mucho con la información ciudadana que se entrega". 

Por lo mismo, reiteró el llamado a que la gente que tenga información la entregue a la PDI y Carabineros, "porque con eso vamos a sacar a todos estos delincuentes que lo único que hacen es destruir familias". 

El procedimiento también fue valorado por el prefecto inspector Luis Bravo, jefe de la V Zona Policial de Investigaciones, quien indicó que “ya se aproxima el periodo estival, por lo tanto, incrementan los visitante a esta región". 

"En el ámbito delictual, también se preparan ellos acopiando importantes cantidades de droga para distribuirla, posteriormente, en la juventud. Con ello, estamos sacando una importante droga de circulación, que tanto daño le hace a la juventud especialmente”, añadió el oficial policial. 

En tanto, el gobernador de la provincia de Quillota, César Barra, destacó la tarea de la PDI al señalar que “para nosotros es un golpe importante a las redes de traficantes de la región, la verdad es que este es un operativo que habla muy bien de los procedimientos investigativos de la Policía de Investigaciones”. 

PUB / LD