Este viernes el rector del Internado Nacional Barros Arana (Inba), Jorge Rojas, dio a conocer un balance acordado por el consejo escolar, del estado del liceo luego del desalojo de la toma que mantuvieron estudiantes durante 35 días.

La máxima autoridad del establecimiento dio a conocer el respaldo al movimiento estudiantil y además hizo un llamado para que el resto de la comunidad escolar se acerque a apoyar con labores de limpieza y reparación, las que ya comenzaron.

“No podemos dejar que se utilice al movimiento estudiantil para que un grupo de violentistas cometan actos delictuales, desvirtuando el verdadero sentido de las movilizaciones (…) No permitiremos que se atente nunca más contra nuestra identidad y defendemos incalzablemente estas instituciones”, señaló el rector Rojas.

Como acuerdo del consejo escolar  los daños han sido avaluados en más de $400 millones, por lo que esperan que con las acciones de limpieza puedan retornar lo más pronto posible a clases.

“De acuerdo a nuetro calendario de trabajo que esperamos nos permita retomar nuestras actividades en el menor plazo posible, llamamos a toda la comunidad a participar en esta etapa de reconstrucción, estamos totalmente heridos, sin embargo tenemos la certeza que unidos podemos salir adelante”, añadió el rector.

El rector del Inba señaló que no se descartan sanciones mayores a los alumnos involucrados en la toma, como cancelación de matrícula.

“Se tienen que organizar de acuerdo a nuestro reglamento interno y existen las sanciones de cancelación de matrícula, pero lo vamos a pensar”, expresó el rector.