Un nuevo caso de desaparición de armas desde una unidad policial se encuentra investigando en la actualidad la Fiscalía Militar.

Ahora se trata del extravío de una serie de armas desde una comisaría de Carabineros ubicada en la localidad de Río Bueno, en la zona sur del país.

Según detalló Medianoche, hasta el momento se confirmó que dos pistolas fueron sustraídas desde una zona a la que solo tienen acceso los funcionarios policiales.

Junto al sumario administrativo, se comenzó el rastreo de las armas de fuego en la zona para descartar que sean usadas en ilícitos.

Este hecho se suma al ocurrido en una subcomisaría de Carabineros en Cerrillos, Región Metropolitana, situación que implicó la intervención de la unidad policial y la baja de un funcionario.

PUB/VJ