Personal de la Brigada Investigadora de Delitos Económicos de la Policía de Investigaciones (PDI) confirmó durante este viernes la detención de E.E.F.V. (31 años), quien se encontraba prófugo de la justicia por el delito de incendio con peligro para las personas.

El hecho se remite al 1 de enero de 2015, cuando se declaró un siniestor en el sector llamado Cumcumén. 

El detenido fue condenado a cumplir cinco años y un día por provocar el siniestro que consumió 66 hectáreas de vegetación y que tuvo una duración de cinco días, elevando el gasto de control de la emergencia a más de 500 millones de pesos.   

La PDI logró estableció que el imputado, se encontraba al tanto de los requerimientos judiciales en su contra, por lo que durante meses cambiaba constantemente de domicilio, buscando de esta forma evadir el accionar policial.

PUB/VJ