Tras una reunión del Consejo Directivo del Servicio Electoral (Servel), los integrantes de esta institución decidieron revisar el Manual de Consulta de Campaña y Propaganda Electoral para las próximas elecciones municipales y decidieron revertir la prohibición de hacer campaña a través de redes sociales (Facebook, Twitter y WhatsApp, entre otros), como lo estipulaba dicho reglamento. 

El Servel incorporó los siguientes criterios:

"Que se podrá efectuar comunicaciones privadas tales como: correos físicos o electrónicos, llamadas o mensajes telefónicos o las que se realizan por medio de internet a través de redes sociales, ya que no constituyen "manifestaciones públicas" y, por ende" no son propaganda electoral, según la definición de la actual legislación". 

"Que la prensa electrónica constituye una forma de prensa escfrita, la que se ceñirá a las mismas reglas que regulan esta última, sin distinción ni discriminación de ningún tipo".