Pasadas las 05:00 horas de este martes, las personas que circulaban por avenida Independencia, en las cercanías de calle Zapadores, se encontraron con un gran socavón producto de los trabajos que en el lugar se realizan por la construcción de la línea 3 del Metro. 

Con el correr de las horas, y con el tránsito suspendido de sur a norte, la autoridad y los funcionarios de la empresa constructora a cargo de las obras, han trabajado para solucionar el problema. 

Sin embargo, con el correr de las horas, el agujero siguió creciendo y generando nuevos problemas en el sector. 

El socavón inicialmente tenía una profundidad de 5 metros, los que producto de nuevos deslizamientos de tierra se incrementaron, llegando a crear un agujero de 28 metros de profundidad- cerca de nueve pisos- y dos metros de diámetro. 

Producto del aumento de tamaño del socavón, una matriz de agua potable resultó dañada, generando nuevos problemas. 

El gerente de proyectos del Metro de Santiago, explicó que en el sector se construye la estación Vivaceta de la Línea 3. “Hacíamos unas galerías y el terreno era de mala calidad. Tuvimos un desprendimiento por material arenoso y esto se empezó a escurrir hacia el túnel hasta llegar a la superficie. No es frecuente, aunque ahora debemos reforzar todo con hormigón especial”. 

PUB/NL