“Me parece que no hay que bajarle el perfil a hechos de esta naturaleza, en consideración a que la forma de actuar de estos sujetos podría indicar la existencia de un grupo paramilitar organizado y, en consecuencia, le pido al Gobierno invocar la Ley Antiterrorista”.

Con estas palabras y luego de calificar como “gravísimos” los hechos registrados en la jornada de ayer en Tirúa, en la Región del Biobío, donde un convoy protegido por carabineros fue atacado a balazos y quemado por individuos armados, el diputado PPD Jorge Tarud instó al Ejecutivo a reaccionar de verdad.

“Me parece un hecho de la máxima gravedad lo acontecido en Tirúa, en donde sujetos armados, encapuchados y con chalecos antibalas desafían a carabineros y proceden a incendiar camiones”, afirmó el diputado, señalando que el hecho “atenta en contra de la economía de la Región del Biobío como asimismo, constituye un grave desafío a la autoridad policial”.

“Es evidente que ante estos hechos ya no es creíble que se nos diga que aquí solo se trata de robo de madera y, en consecuencia, se debe actuar con todos los instrumentos que da el ordenamiento jurídico”.

Y agregó que “estos graves hechos atentan también a nuestra imagen país creando incertidumbre sobre todo en lo que significa la inversión en la Región del Biobío como en la Región de la Araucanía, lo que se traduce en postergación de inversiones, lo que en definitiva significa desempleo para los trabajadores”.

El parlamentario concluyó diciendo que es “un convencido de que este accionar no representa al pueblo mapuche, sino que aquí se trata solo de un grupo reducido de exaltados que pretenden infundir temor en la ciudadanía, porque incluso camioneros hombres y mujeres de origen mapuche han sufrido atentados de estos actos terroristas”.

PUB/CM