En shock. Así se encuentra Luis Muñoz, un cocinero de Viña del Mar que días atrás fue atacado de forma feroz por una docena de perros abandonado en el sector del Muelle Vergara. Y aunque sabe que las mordeduras sanarán con el tiempo, hay una herida que no sanará: la de ser una víctima injusta de lo que, a su juicio, es una despreocupación municipal. Por eso, anunció que tomará acciones legales en contra de la municipalidad. 

Según informa La Estrella de Valparaíso, todo ocurrió cuando estaba compartiendo con sus amigos en el sector del Muelle Vergara, donde se ubica la feria artesanal. Con el ánimo de alargar la conversación con sus amigos, decidió atravesar la avenida San Martín para comprar en un negocio cercano, pero al volver, encontró una docena de perros abandonados, que sin razón aparente lo atacaron. 

“Venía un auto desde Las Salinas, a una distancia razonable para poder cruzar, entonces pasé rápido hacia el otro lado. Y ahí fue cuando me encontré de frente con todos los perros”, dijo el cocinero al medio regional. 

“Eran como doce o quince perros que además andaban en leva, de seguro por eso andaban mucho más agresivos porque no alcancé a llegar a la vereda y ya me estaban ladrando”, agregó Muñoz quien terminó con heridas en la espalda, brazos, piernas, entre otras partes del cuerpo.

Afirma que, aunque es un amante de los animales, una cosa es quererlo y otra es protegerse. Pero eso es fatal cuando se trata de canes que están atacando. 

“Yo soy amante de los animales, de hecho tengo mis perritos regalones acá en mi casa, pero uno por inercia tiende a lanzarle patadas para defenderse, y cuando lancé una patada, otro me mordió detrás del muslo y eso sí que me dolió. Después vino otro perro grande que se me tiró encima y me botó al suelo”, precisó la víctima. 

“La saqué barata, sino fuera porque el grupo con el que estaba se dio cuenta y me dieron a ayudar no estaría contando esta historia”, analizó ahora que se encuentra recuperándose de las heridas. 

Señala que a causa del ataque debió inyectarse la antirrábica y, además, tratar sus heridas le provocó un costo. Sin embargo, más allá de eso, piensa que una jauría como la que lo atacó a él podría hacer lo mismo con niños o personas mayores, que son más indefensas. No quiere imaginar el resultado de un ataque como ese y por eso emplaza a la municipalidad a hacerse cargo del problema. 

“Yo creo que la Municipalidad de Viña del Mar tiene que hacerse responsable de los animales vagos antes de que ocurra una tragedia mayor. La misma gente debe hacerse responsable de sus animales. Por mi parte, voy a realizar acciones legales contra el municipio viñamarino”, sentenció. 

PUB/JLM