Una fuerte polémica se ha desatado en el Festival de Cine de Venecia una película que retrata la biografía de Renato Vallanzasca, el más famoso criminal de la historia reciente de Italia.

La vida del delincuente, que se encuentra tras las rejas, aunque desde marzo se le permite abandonar la cárcel por trabajar, ha sido llevada ahora a la pantalla grande por el director Michele Placido.

El filme presentado fuera de concurso en la Mostra de Venecia es acusado de glorificar la imagen de un vil asesino que ahora tiene 60 años. Tanto los familiares de las víctimas de Vallanzasca como las autoridades culturales italianas, pasando por numerosos políticos, asociaciones varias y organizaciones católicas han puesto el grito en el cielo contra el retrato, a ritmo de rock, que Michele Placido hace del famoso delincuente, al que da vida en la pantalla grande Kim Rossi Stuart, informa El Mundo de España.

"El verdadero problema es que el Michele Placido es un director mediocre que hace películas malas. No me escandaliza que se haga una película sobre un criminal, me escandaliza que sea un cineasta mediocre como Placido el que lo haga", declaró el subsecretario de Cultura, Francesco Maria Giro.

En tanto, los familiares de las víctimas de Vallanzasca aseguran que "es inadmisible que se reescriba la historia, que se construya una memoria colectiva sobre actos cometidos por asesinos despiadados a través de sus propios ojos y según sus lógicas irracionales e inaceptables prescindiendo de la verdad"

"Vallanzasca no encarna el mal absoluto: en él hay bien y mal conviven en una lucha extrema, lo que lo hace interesante e estimulante", destaca por su parte Kim Rossi Stuart, el actor que lo encarna.