En su trayectoria de 19 años consecutivos, no hay duda alguna que Expovivienda se ha convertido, por lejos, en la mayor plataforma que, anualmente, convoca a representativas empresas inmobiliarias que muestran una importante variedad de alternativas habitacionales entre casas y departamentos, cuyos valores  y equipamientos son capaces de satisfacer las demandas de cada uno de los sectores socioeconómicos.

Este año participan 59 empresas expositoras que exhiben proyectos desde 800 hasta 5.500 unidades de fomento y, excepcionalmente, se darán a conocer proyectos en Chicureo y Chamisero que van desde 6.900 hasta 10.950 UF.

“La amplitud de las propuestas ha significado que el Ministerio de Vivienda y Urbanismo se haya transformado en un activo colaborador de esta feria, en la cual ofrece un completo programa de charlas de orientación, que se desarrollarán durante los tres días de la feria, y donde se dan a conocer todos los requisitos para acceder a los distintos subsidios que apoyan la compra de viviendas nuevas o usadas, de un valor de 1.000, 1.400 o 2.000 UF con o sin crédito opcional”, señala a Diario Publimetro señala Michele Pefaur, gerenta de Expovivienda 2016.

Entre las charlas destaca el subsidio para familias de sectores medios (D.S. 1). Este programa está destinado a las familias de sectores medios que no son propietarias de una vivienda que tienen capacidad de ahorro y posibilidad de complementar el valor de la vivienda con recursos propios o créditos hipotecarios.

“Este apoyo del Estado permite construir o comprar una vivienda nueva o usada en sectores urbanos o rurales. Quienes deseen construir deben contar con un sitio propio o hacer uso de la densificación predial (edificar una vivienda en un sitio que ya cuenta con una vivienda construida)”, indica Michele Pefaur.

Apertura hacia regiones
En Expovivienda se presenta una amplia gama de proyectos no sólo de la Región Metropolitana sino también en regiones. Una pequeña muestra de ello son: Condominio Alto La Paloma, en Puerto Montt;  Condominio Marga Marga, en Quilpué; Condominio Brisas de Kennedy, en Rancagua; Condominio Hermanos Maristas, en Los Andes; Condominio Doña Alejandrina, en Copiapó, todos con departamentos de 1.000 a 2.000 UF; Edificio Edmundo Eluchans Plaza, en Viña del Mar, y Edificio Parque Mirador, en Viña del Mar, ambos proyectos con departamentos de más de 2.000 UF.

“Esta tendencia a la diversificación es una clara muestra que Expovivienda está descentralizando su amplia oferta de viviendas”, destaca Michele Pefaur.

“Nuestras expectativas respecto a la cantidad de expositores fueron ampliamente superadas, y esperamos que sus propias expectativas respecto a proyección de negocios también se cumplan, dado que estimamos que sobrepasaremos los 19.000 visitantes del año pasado”, comenta la ejecutiva.