El ex técnico de Manchester United quería que su pupilo de ese entonces no se vaya a los merengues y le dijo a Barcelona que hicieran una propuesta por él.