Roberto Firmino, atacante de los Reds, fue llevado a Europa en 2010 por Hoffenheim cuando sólo tenía 19 años. El director de los ojeadores confesó que lo vieron por primera vez en Football Manager.