ANUNCIOS
Viernes 02 de Diciembre de 2016
ANUNCIOS

La mina de oro que ha creado Atlético de Madrid con sus delanteros

Desde Agüero, pasando por Falcao y también Diego Costa. Ejemplos claros de buenos negocios.

8 Julio

El francés Antoine Griezmann es el último ejemplo de que hay pocos equipos en el fútbol con mejor suerte, o mejor ojo, que el Atlético de Madrid para fichar delanteros de alta rentabilidad.

El escurridizo ariete es una de las grandes estrellas de la Eurocopa y el jueves metió a su selección en la final del torneo al anotar los dos goles del triunfo 2-0 ante Alemania en semifinales. El Atlético de Madrid sabía la joya que tenía entre manos y hace dos semanas, antes de su definitiva explosión en la Eurocopa, cerró la ampliación de su contrato hasta 2021 con una cláusula de rescisión de 100 millones de euros (110,5 millones de dólares), la más alta en la historia del club español.

Lo que es curioso es que esa cantidad es vista hoy como "asequible" por algunos medios, viendo el rendimiento del futbolista y el dinero que corre por Europa, y principalmente entre los clubes ingleses. Sea como fuere, el Atlético de Madrid encontró en Griezmann una nueva veta dentro de la mina de oro que tiene en los delanteros que elige.

El argentino Sergio Agüero inauguró la "década prodigiosa" de fichajes en el club rojiblanco, que en 2006 pagó 20 millones de euros a Independiente por un proyecto de estrella. Y no se equivocó porque cinco años después el Manchester City desembolsó más del doble, 45 millones de euros, al ejecutar la cláusula de rescisión.

El elegido para sustituirlo fue el colombiano Radamel Falcao, por el que pagó al Porto 40 millones. Se marchó del Atlético en 2013, varios goles y títulos después, por 63 millones depositados por el Mónaco. 

Diego Costa compartió delantera junto a Falcao en la temporada 2012-13 y el hispano-brasileño es una excelente muestra de qué tipo de operaciones hace el Atlético con los delanteros. Lo compró en 2006 al Sporting de Braga por 1,5 millones de euros, jugó como cedido en varios equipos, triunfo en el club rojiblanco y lo traspasó al Chelsea en 2014 por 38 millones, el valor de su cláusula de rescisión.

Griezmann es su último gran negocio. Lo adquirió en 2014 a la Real Sociedad por 30 millones de euros y ahora se está hablando de cifras que triplican dicha cantidad, aunque el Atlético no está interesado en vender a un hombre al que su entrenador, Diego Simeone, considera como una pieza angular de su nuevo proyecto.

"El club quiere seguir en lo más alto y hay que poner todo de nuestra parte para seguir creciendo. Ojalá sigamos así y podamos continuar con esta progresión", deseó Griezmann tras confirmar la mejora de su contrato.

Ni siquiera los delanteros que no cuajan en el equipo suponen una quiebra en el equilibrio financiero. En 2014 fichó al croata Mario Mandzukic por 22 millones de euros procedente del Bayern Múnich, no se adaptó y fue traspasado un año después a la Juventus por idéntica cantidad.

Y todavía más siginficativo fue lo que ocurrió justo después: en julio de 2015 fichó al colombiano Jackson Martínez por 35 millones de euros y seis meses más tarde lo vendió al Guangzhou Evergrande chino por 42.

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

    Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • google plus
  • instagram
  • tumblr