Fueron 105 millones de euros tuvo que pagar Manchester United para repatriar a Paul Pogba, quien partió gratis en 2012 a Juventus. En aquel entonces, cuando tenía apenas 19 años, el mediocampista emigró a Italia en busca de las oportunidades que no tenía con Sir Alex Ferguson.

Fue ahí, en la Serie A, donde tuvo las opciones de ser titular, tanto así que se convirtió en un pilar clave en los cuatro títulos de liga italiana que cosechó con la "Vecchia Signora" y que también le valió para ser elegido Golden Boy en 2013.

Lo hecho por “Pogboom” en Italia le sirvió para demostrarle a Alex Ferguson que estaba listo para ser titular, razón por la que emigró de Inglaterra y que lo llevó a una guerra de declaraciones con el famoso técnico escocés.

Por eso, al momento de explicar su salida en 2012 de Manchester United, el francés fue claro: “Ferguson tenía fe en mí, pero no lo demostraba. Decía que era muy joven. Siempre decía que mi tiempo llegaría, pero no llegó (...) Fue una época muy difícil para mí, porque yo estaba enamorada de Manchester y era un mancuniano”.

Luego, sobre el momento que tomó la decisión de partir, recordó un partido a inicios de 2012, cuando era el mediocampista que se aprontaba como titular y terminó en la banca.

“Fue un partido contra West Bromwich en diciembre de 2011 en Old Trafford (11 de marzo de 2012). Paul Scholes estaba retirado y Darren Fletcher lesionado, así que no había nadie para jugar en el mediocampo. Yo entrenaba, estaba haciéndome mejor y el técnico no paraba de decirme que estaba muy cerca de jugar. Pero ahí estaba Rafael en el mediocampo y yo estaba enojado. No entendía por qué. ¿Estaba muy cerca de qué? ¿Jugar?¿De tener minutos? ¿De qué? (...) Me fui a Juventus para silenciar a la gente que me criticó, que no creía en mí y decía que iba a fallar”, agregó en ese entonces.

Pero la respuesta de Ferguson en ese entonces tampoco se hizo esperar y señaló que “es decepcionante. Para ser honesto, no nos mostró ningún respeto. Estoy contento que si los jugadores toman ese tipo de decisiones (partir), sea lejos de nosotros".

Sin embargo, no se quedó ahí y luego, en su libro autobiográfico, escribió contra Mino Raiola, representante del galo.

“Hay uno o dos agentes que no me gustan y uno de esos es Mino, el representante de Paul Pogba. Teníamos al galo en un contrato de tres años, con una opción de renovar por uno y estábamos ansiosos por firmarlos. Ahí apareció Raiola en escena y nuestro primera encuentro fue un fiasco”.

“Él y yo éramos como el agua y el aceite. Desde ese momento, nos dimos cuenta que ya había una decisión porque Raiola era incapaz de entender a Pogba y su familia. Ahí firmó por Juventus”, concluyó.

Luego de cuatro años de aquel episodio y con mucha agua bajo el puente, incluso con nuevo técnico en el equipo, Paul Pogba retorna al club que le dio la oportunidad de debutar como profesional.

En total, entre Premier League, copas nacionales e internacionales (Europa League), sumó 225 minutos.

En total, entre Premier League, copas nacionales e internacionales (Europa League), sumó 225 minutos.

Twitter

Foto: