En el Brasileirao están acusando a los árbitros de utilizar las repeticiones en video para revertir difíciles decisiones.