Al menos cuatro personas murieron y otras 14 resultaron heridas este jueves cuando un hombre armado abrió fuego en la fábrica de cortadoras de césped Excel Industries donde trabajaba, en la localidad de Hesston, en Kansas, informó la policía.

Durante una conferencia de prensa, el sheriff T. Walton dijo que entre las víctimas mortales se contabiliza al atacante.

El atacante fue abatido "por un agente de las fuerzas del orden". Las autoridades conocen su identidad pero no fue aún revelada.

"El tirador resultó muerto. Era un empleado de Excel", dijo Walton a una emisora local de televisión. "Las autoridades le han matado", añadió.

El primer oficial en llegar al lugar del tiroteo abatió al atacante salvando "muchas, muchas vidas".

"Es un incidente horrible el que sucedió aquí. Habrá mucha gente triste antes de que todo esto termine", añadió.

Medios locales identificaron al atacante como Cedric Ford, quien trabajaría en la empresa como pintor y que había publicado una foto en Facebook de sí mismo con un rifle de asalto.

Según esos medios, Ford se había mudado recientemente a esta zona desde Miami y tenía antecedentes criminales, incluyendo cargos por merodeador, vagabundo y posesión ilegal de armas.

Walton dijo que las autoridades tenían información sobre "algunas cosas que habrían provocado la actitud de este individuo", pero precisó que no abundaría en ello.

El sheriff inicialmente había señalado que el número de muertos podría llegar a siete y que habría más de 30 heridos, pero más tarde revisó a la baja ese primer informe.

Esta masacre fue la última de una serie de tiroteos contra numerosas personas en Estados Unidos, donde tales ataques se han vuelto hechos cotidianos.

Walton indicó que el atacante, a quien declinó identificar, disparó contra dos automovilistas desde su vehículo, robando la furgoneta de una de sus víctimas antes de dirigirse hasta la fábrica donde perpetró el tiroteo.

Según testigos, el atacante disparó primero a una mujer en el estacionamiento de la fábrica y más tarde entró en la zona de montaje del establecimiento y abrió fuego de nuevo.

"Queremos saber qué desencadenó esto. Necesitamos saber la historia del atacante y después tenemos que intentar curarnos", señaló Walton.

Las víctimas fueron transportadas a hospitales de la zona.

Un hombre que afirmó que su sobrino de 21 años era una de las víctimas, dijo que el joven recibió cuatro disparos en la espalda.

Otro testigo que se encontraba en el interior del edificio cuando se llevó a cabo el tiroteo dijo que la gente corría para intentar salvar su vida mientras el atacante pasaba por el área de montaje con un fusil de asalto AK-47 y una pistola 9mm.

"Ese hombre tenía todo planeado", afirmó el testigo.

"He oído sobre este tipo de tiroteos en teatros y cosas así, y es simplemente un desastre. Es horrible", indicó Walton por su parte.

Excel Industries es una sociedad familiar que fabrica cortadoras de césped.

 

PUB/IAM