Un teléfono Samsung que empezó a echar humo hizo saltar las alarmas en un vuelo indio el viernes, informó la aerolínea, semanas después de que la firma llamase a revisión 2,5 millones de unidades de su último modelo, cuya batería se incendiaba al ser recargada.

La aerolínea IndiGo afirmó que había tenido que lidiar con un incidente relativo a un "humo leve" procedente de un aparato Samsung Note 2 que se encontraba en el equipaje de mano de un pasajero, durante un vuelo que cubría la ruta entre Singapur y la ciudad de Chennai, en el sur de India. 

El teléfono no era del modelo que fue llamado a revisión recientemente.  "IndiGo confirma que unos cuantos pasajeros del vuelo 6E-054 de Singapur a Chennai advirtieron del olor a humo en la cabina esta mañana e inmediatamente alertaron a la tripulación", informó la aerolínea en un comunicado.

"[La tripulación] se dio cuenta de que el humo procedía de un Samsung Note 2 situado en el equipaje [de un pasajero], en el compartimento superior". 

La tripulación empleó un extintor de incendios y luego metió el teléfono en agua. El avión pudo aterrizar con normalidad. 

El mayor fabricante de celulares llamó a revisión 2,5 millones de unidades de su modelo Galaxy Note 7, de alta gama, después de que sus baterías empezaran a incendiarse al ser recargadas. 

PUB/CM