El republicano Donald Trump se proclamó vencedor de las elecciones presidenciales del martes y se comprometió a "reconciliar" a todos los estadounidenses, que han llegado profundamente polarizados a los últimos comicios.

Trump compareció ante sus seguidores en un hotel de Nueva York tras confirmarse que los resultados le daban la victoria en las elecciones presidenciales, frente a la aspirante demócrata, Hillary Clinton.

El magnate neoyorquino comenzó su discurso anunciando que acababa de hablar con Clinton, quien lo había felicitado por su victoria en las urnas.

Tras el triunfo, los medios de todo el orbe reaccionaron al resultado de las elecciones. Algunos, como The New Yorker, quien había manifestado abiertamente su apoyo a la demócrata Hillary Clinton, ocuparon su portada para asegurar que el triunfo de Trump es una "tragedia Americana".

PUB/NL