La empresa Cannavis, ubicada en Canadá y fabricante de productos que contienen cannabis para usos medicinales, acaba de sacar al mercado la Chrontella, una Nutella con marihuana. El producto se ha empezado a comercializar por el momento solo en Canadá. Se vende en pequeños frascos --dan para tres servicios-- que contienen 300 miligramos de extracto de marihuana a un precio de 20 dólares (17,5 euros) cuando el precio de una crema de cacao normal (Nutella, Nocilla o similares) es de menos de 3 euros el envase de 350 gramos.

La Chrontella es la última creación de Cannavis. La compañía también comercializa Pif, una mantequilla de cacahuete con marihuana, Smokers, una mermelada que también contiene cannabis, así como jarabes de diferentes sabores que se pueden usar para hacer postres o bebidas con esencia de marihuana.

Los productos solo se venden en centros autorizados y para usos básicamente medicinales, aunque en algunos casos, como los jarabes, también son para usos recreativos. Canadá tiene previsto legalizar el cannabis este año, según anunció el pasado diciembre el primer ministro, Justin Trudeau.

 

PUB/IAM