Los menores reclutados por las Farc durante el conflicto en Colombia comenzarán a salir en breve de esa guerrilla, anunciaron el domingo el grupo rebelde y el gobierno ante la ONU, en el marco del acuerdo de paz que concretan en Cuba.

La desvinculación de estos combatientes comenzará con la salida de los menores de 15 años, mientras se acuerda una "hoja de ruta" para la de los jóvenes que todavía no cumplen 18 años, señalaron las partes en un comunicado conjunto leído en La Habana.

Las Farc se "comprometen a proceder a la salida de los menores de 15 años de los campamentos" guerrilleros "tan pronto se acuerde el protocolo y el plan transitorio de acogida" de esos niños.

Dicho protocolo estará listo en 15 días, según el acuerdo, que prevé que los menores combatientes que no estén implicados en delitos atroces serán indultados, en tanto que quedó pendiente de definir el tratamiento de los procesados por ese tipo de acciones.

La organización armada, que no ha revelado el número de menores en sus filas - donde militan unos 7.000 combatientes - anunció en un comunicado aparte la entrega de un primer grupo "de 21 menores de 15 años".

El gobierno colombiano tampoco dio una cifra exacta de los menores combatientes de las Farc, pero según datos oficiales unos 6.000 niños han sido separados de las organizaciones armadas ilegales en los últimos 17 años, un 60% de ellos provenientes de las Farc.

"Logramos histórico acuerdo en La Habana para sacar a los niños de la guerra", destacó el presidente Juan Manuel Santos en su cuenta de Twitter, y anunció que los menores serán devueltos a sus familias.

El acuerdo anunciado este domingo antecede al que se espera concreten las partes en las próximas semanas, y que supondrá el cese definitivo del enfrentamiento armado que por más de 50 años han librado las Farc y el Estado Colombiano.

El inminente cese del fuego bilateral y definitivo, que incluye el desarme de las Farc, es uno de los dos últimos puntos que están en discusión con miras a sellar un acuerdo de paz. El otro tema pendiente es el del mecanismo para refrendar los acuerdos.

- La ONU como testigo -

La próxima entrega de los menores reclutados por las Farc fue anunciada en presencia de Leila Zerrougui, representante especial del Secretario General de Naciones Unidas, para los niños y los conflictos armados.

"Ahora que se ha llegado a este acuerdo histórico, por favor permítanme urgirles a comenzar lo antes posible su implementación", exhortó la enviada especial.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) ya habían anunciado la suspensión del reclutamiento de menores de 17 años en febrero de 2015, y un año después ampliaron la medida a menores de 18 años (mayoría de edad legal en el país).

"A los menores que hoy salen de las Farc les serán respetados sus derechos. Serán beneficiarios de programas de atención social y educativa, para que el abandono social que los empujó a nuestros campamentos nunca más vuelva a repetirse", dijo Iván Márquez, jefe negociador de la guerrilla.

El grupo rebelde insistió en que nunca quiso reclutar niños para la guerra, pero que debió a acoger a muchos huérfanos de la violencia o víctimas de maltrato.

De su lado, el jefe negociador del gobierno, Humberto de la Calle, saludó el nuevo acuerdo como "un avance crucial en este proceso de ponerle punto final a la guerra".

Las Farc y el gobierno ya lograron acuerdos en cuatro de los seis puntos de la agenda de paz: problema agrario (origen del conflicto), cultivos ilegales y narcotráfico, reparación de las víctimas y participación en política de los rebeldes una vez depongan las armas.

El viernes anunciaron un pacto para blindar jurídicamente el futuro acuerdo de paz y ajustarlo al derecho internacional, lo que en teoría debería garantizar su cumplimiento.

Las partes no han anunciado una fecha para el cierre de las conversaciones, pero todo apunta a que suscribirán este año el acuerdo definitivo para terminar con el conflicto.

 

PUB/IAM