El Instituto de Ciencia y Seguridad Internacional (Isis), con sede en Washington, basa sus estimaciones en una evaluación de la cantidad de plutonio militar y de uranio altamente enriquecido que Corea del Norte podría haber producido en el complejo nuclear de Yongbyon al norte de Pyongyang.

En base a imágenes de satélite, el secretario general de la Agencia Internacional de Energía Atómica (Aiea), Yukiya Amano, dijo la semana pasada que Corea del Norte parecía haber reactivado una planta de recuperación de plutonio para uso en armas nucleares.

A finales de 2014, el Isis estimaba que Corea del Norte tenía entre 10 y 16 bombas atómicas.

Desde entonces, Corea del Norte ha fabricado entre cuatro y seis, lo que elevaría su arsenal total a entre 13 y 21 armas, estimó el martes por la noche Isis. En este cálculo, se toma en cuenta la prueba de bomba que realizó Pyongyang el 6 de enero.

Entre las pruebas de actividad detectadas en Yongbyon figuran "movimientos de vehículos, vapor, vertidos de agua caliente y transporte de material".

El reactor de cinco megavatios de Yongbyon había cerrado en 2007, en el marco de un acuerdo contra ayuda humanitaria, pero Corea del Norte emprendió trabajos de renovación tras su tercera prueba nuclear en 2013.

Corea del Norte ha realizado cuatro ensayos nucleares. El último tuvo lugar el 6 de enero y Pyongyang aseguró que se trataba de una bomba de hidrógeno o bomba H.

 

PUB/IAM